Mocking Tales, un restaurante de cuento de hadas

Y no, no sólo los niños se sienten felices de visitarlo,muchos adultos lo incluyen en su lista de sitios para visitar en Bangkok.

El “Mocking Tales”, que se ubica en Bangkok, Thailandia, abrió hace apenas dos años y su original temática ya lo ha convertido en uno de los favoritos del público local y de los visitantes. Su minuciosa decoración ha contribuido a que su fama se expanda, principalmente, gracias a las cuentas de Instagram de los visitantes quienes no dudan en compartir los detalles del mobiliario y los extravagantes platillos.



Cambio de dimensión 
La magia comienza desde la fachada que tiene un aspecto atractivo, pero lo verdaderamente sorprendente sucede al poner el primer pie adentro. La música yla misteriosa atmósfera, con luces bajas, objetos raros y vegetación sorpresiva, hacen que el visitante sienta que fue transportado a otra época. Aquí se verá rodeado de dragones y los característicos huevos de donde nacen sus crías, así como de búhos, armaduras y toda clase de parafernalia medieval fantástica.
 

Toma asiento 
El lugar cuenta con mesas que mantienen el espírtitu del tema en todo momento, pero además, hay distintas áreas para elegir asiento. Lo difícil será decidir si te instalas en el Mas Hall, la Tavern Long Table, el Calabozo del segundo piso, el Jardín Secreto (el cual, obviamente, está custodiado por un dragón) o el Cuarto Oculto, que se alberga dentro del tronco de un árbol. Cualquier área que prefieras llamará tu atención por la variedad de detalles con los que ha sido decorada. 


La comida
La especialidad de la casa son los postres, pero también ofrece cocteles para los comensales adultos. Sin embargo, los postres son verdaderamente espectaculares y muchos de ellos son a base de helado hecho en casa. Entre los asombrosos platillos, preparados al momento por manos expertas, que llegan a la mesa vale la pena destacar:


Manzana envenenada. Una exquista manzana cubierta de chocolate y rellena de helado que se sirve en medio de una nube de humo para darle un efecto teatral.
Aliento de fuego de dragón. Una esfera que arde en el momento de servirla para revelar la delicia que oculta en su interior.
Montaña infernal. Una exquisita y enorme montaña de chocolate oscuro que el mesero derrite en presencia del cliente para que descubra el secreto que oculta.


Si viajas a Thailandia no dejes de visitar este calabozo que te dejará cautivo de sus mil encantos.